La nueva ley de importación de residuos de China pone en jaque a España

1
256
  • nueva ley importación residuos China pone jaque España
256

La nueva ley aprobada por el Gobierno chino sobre la prohibición de importar ciertos tipos de residuos, y que se aplica desde el 1 de enero de 2018, ha supuesto un gran problema para ciertos países europeos, como es el caso de España.

Con el objetivo de garantizar la sostenibilidad medioambiental del país, el Gobierno chino anunció esta medida que afecta a 24 tipos de residuos agrupados en cuatro categorías: plásticos domésticos, papel sin clasificar, varios tipos de escoria de minas y desechos textiles.

Dado que España no tenía (ni tiene) la capacidad para reciclar todos los residuos que produce, China era el destino de gran parte de los desechos debido a la existencia de numerosas fábricas que los compraban como materia prima para hacer productos. Sin embargo, esta nueva restricción afecta directamente a las empresas españolas, cuya facturación podía llegar hasta los 40 millones de euros anuales solo por sus residuos plásticos. Según datos del Instituto Español de Comercio Exterior (ICEX), en el año 2016 (el último período completo del que hay datos) se exportaron a China un total de 138.338,81 toneladas de "desechos, desperdicios y recortes de plástico" por un valor de 36.318.781,51 millones de euros.

Ahora la duda está en saber cómo afectará esto a España y qué hará nuestro país no solo para dar salida a todos esos residuos que antes se llevaba el gigante asiático, sino para enfrentarse a la exigencia de Europa de alcanzar la tasa del 50% de reciclaje para dentro de dos años; dificultad que encuentra sobre todo en los vertederos y donde, a partir de ahora, albergarán una mayor cantidad de residuos si no se encuentran y aplican medidas rápidas para afrontar la nueva situación.

Comentarios